PUBLICADO EL 10/07/2019
POR Cuideo
La Ley de Discapacidad defiende los derechos principales de las personas con discapacidad y marca infracciones y sanciones para garantizar el respeto de estos.

La Ley General de Derechos de las Personas con Discapacidad y de su Inclusión Social o LGDPD (RD Leg 1/2013) fue creada para defender los derechos principales de las personas con discapacidad: igualdad, libertad y dignidad.

Cuideo trabaja a diario para concienciar a la sociedad sobre el gran compromiso que tenemos con las personas dependientes y con discapacidad. Es muy importante ayudarles a tener una vida lo más independiente posible, con el máximo respeto y sin discriminaciones. Para ello es esencial conocer los derechos y las infracciones marcadas por la LGDPD.

Derechos de las personas con discapacidad

La LGDPD dicta los derechos de las personas con discapacidad para asegurar una sociedad más igualitaria y accesible. Podemos destacar:

Respeto a la autonomía 

Debe garantizarse la libre toma de decisiones de las personas con discapacidad. Esto supone adaptar la información y consentimiento a sus necesidades específicas.

Igualdad

Dado que las personas con discapacidad tienen los mismos derechos que los demás ciudadanos, los poderes públicos deben velar por la igualdad en su reconocimiento y garantía.

Prestaciones sociales y económicas

Cuando la discapacidad de una persona le impida trabajar, tendrá derecho a prestaciones sociales, sanitarias y económicas que le permitan vivir dignamente.

Protección de la salud

La asistencia sanitaria debe adaptarse a las necesidades específicas de las personas con discapacidad. En especial, las instituciones sanitarias deben preservar su calidad de vida.

Atención integral

En definitiva, las personas con discapacidad tienen derecho a recibir la atención que precisen para desarrollar su vida de forma autónoma e independiente. Esta atención se presta a través de programas, cuyos objetivos pueden ser (entre otros):

  • Rehabilitación.
  • Atención psicológica.
  • Educación especial.
  • Apoyo al empleo.

 

Derecho a la educación

Toda persona con discapacidad tiene derecho a una educación pública y de calidad. Además, las instituciones educativas deben adaptar su formación a las necesidades específicas de cada persona.

Derecho a la vida independiente

Lo cual incluye la accesibilidad universal, que evite las barreras arquitectónicas. También incluye ayudas para hacer accesible el hogar o para emplear el transporte público.

Derecho al trabajo

Las personas con discapacidad tienen derecho a trabajar, a formarse y a ascender en su carrera profesional como cualquier otro profesional. Para facilitar la efectividad de este derecho se establecen reservas y adaptaciones de puestos de trabajo. También se crean centros especiales de empleo y enclaves laborales.

Derecho a la protección social

Los poderes públicos deben velar por la inclusión en la sociedad de las personas con discapacidad. También tienen que promover su bienestar y el libre desarrollo de su personalidad. Así, deben poner a su disposición los servicios de apoyo familiar, orientación e información que sean necesarios.

Derecho de participación en asuntos públicos

Las personas con discapacidad tienen derecho a participar en la vida pública. Ello incluye las elecciones y la ocupación de puestos relevantes. Al efecto de facilitar esta participación, el Gobierno colabora con las asociaciones de personas con discapacidad por medio del Consejo Nacional de la Discapacidad y la Oficina de Atención a la Discapacidad.

Infracciones y sanciones marcadas en la LGDPD

La Ley General de Derechos de las Personas con Discapacidad y de su Inclusión Social o LGDPD establece ciertas infracciones y sanciones para quien no respete los derechos de las personas con discapacidad. Sin ellas, difícilmente se podrían hacer valer los derechos antes mencionados.

Son infracciones los incumplimientos de estos derechos por:

  • Discriminación.
  • Acoso.
  • Accesibilidad.
  • Ajustes razonables.
  • Medidas de acción positiva.

 

Cuando se produzcan este tipo de infracciones podrán denunciarse, lo que dará lugar a la correspondiente sanción y, en su caso, a una indemnización. Las sanciones tienen forma de multas, cuya cuantía depende de la gravedad de la infracción. Así, se gradúan:

  • Infracciones leves: multas de hasta 30.000 euros.
  • Graves: pueden ascender a los 90.000 euros.
  • Muy graves: pueden alcanzar el millón de euros.

 

Esta norma no es una mera declaración de intenciones, sino que debe respetarse como cualquier otra ley.

Actualidad de la Ley de Discapacidad (LGDPD)

La plena igualdad de las personas con discapacidad todavía no está suficientemente garantizada. Sin embargo, la legislación y educación son sensibles ante estas barreras y tratan de corregirlas poco a poco.

Conocer la Ley General de Derechos de las Personas con Discapacidad es importante para hacer valer tales derechos. También es interesante estar al corriente de los programas de ayuda social y económica en que se traduce esta ley.

Afortunadamente, en la actualidad existen muchos profesionales (abogados, trabajadores sociales, orientadores…)  que conocen estas leyes y programas y pueden ayudarte a beneficiarte de ellos. No dudes en consultarlos si lo necesitas.

La accesibilidad e igualdad son derechos de todas las personas, y en especial de aquellas con diversidad funcional. Conoce los aspectos y principios destacados de la Ley de Discapacidad.

 

¿Te ha parecido útil este consejo? ¡Valóralo!

6 votos con una valoración media de 5.