Cuidado a domicilio para personas con ictus

Los cuidadores especializados en ictus de Cuideo cuentan con la experiencia y profesionalización necesarios en el cuidado de pacientes con ictus.

Elige vuestro Plan de Cuidados

cuideo cuidado por horas
Cuidados por horas Cuideo

Cuidados por horas

  • Atención unas horas al día
  • Horario flexible y personalizable.
cuideo cuidadora interna
Cuidados de larga duración Cuideo

Cuidados internos

  • Personal interno con experiencia.
  • Hasta 7 días a la semana, durante el día y la noche.
cuideo assist teleasistencia
Teleasistencia Cuideo Assist

Teleasistencia Cuideo Assist

  • Llamada SOS y consultas médicas
  • GPS y apoyo familiar 
compania cuideo

Los mejores cuidados para el ictus

El ictus es una enfermedad cerebrovascular que puede dejar consecuencias muy graves para el paciente.  Los cuidadores especializados en ictus cuentan con la experiencia y formación necesaria para encarar la enfermedad de la mejor manera posible.

Cómo cuidar a un paciente con ictus

Cuideo te ayuda con los cuidados de tu familiar que ha padecido ictus

Los pacientes que han padecido ictus, según las secuelas que hayan quedado, necesitarán más o menos la ayuda de los demás para poder realizar las tareas diarias. Los cuidadores de un paciente con ictus deben mantenerlo activo para evitar que esté encamado todo el día. Además, deben hacer grandes esfuerzos físicos para cambiarlos de postura cada 3 o 4 horas. Así, nos aseguramos de prevenir posibles escaras y úlceras.

La motivación es un factor muy importante en la mejora de la persona, debemos estimularle a hacer las cosas por sí solo como vestirse o asearse. Conservaremos la autonomía del paciente lo máximo posible, pero con supervisión. Aunque el paciente tenga problemas para hablar debemos estimular la comunicación.

La alimentación debe ser variada, rica en proteínas y fibra, pero baja en sal, grasas y fritos. Es importante evitar que el paciente duerma durante el día para que no exista insomnio nocturno.

Los familiares y cuidadores del afectado deben evitar que el Ictus cambie radicalmente su vida. Deben ayudarle a mantener sus aficiones y relaciones sociales. Mantener una vida social activa ayuda psicológicamente al paciente.

En Cuideo ponemos a tu disposición los mejores cuidadores profesionales y especializados en las cuidados tras un ictus, dónde y cuándo quieras. Ellos te ofrecerán los mejores cuidados para que tu familiar esté cómodo en un entorno que le ayude a mejorar y reducir los efectos de ésta enfermedad. Disponer de un cuidador a domicilio te ayudará en tu bienestar y podrás tener ratos para ti y tus tareas. Nosotros nos ocuparemos de gestionar todos los trámites de contratación, las nóminas y te cubrimos las bajas o vacaciones del cuidador.

En Cuideo trabajamos día a día para ofrecerte la mejor calidad en asistencia a domicilio. Nuestro objetivo es hacer tu día a día y el de tus mayores mucho más fácil.

¿Necesitas un cuidador especializado en ictus?

Contacta con Cuideo sin compromiso

¿Por qué confiar en Cuideo?

En Cuideo trabajamos a diario para ayudarte. Sabemos que el momento en el que te das cuenta de que necesitáis un cuidador es complicado. Y es por eso que contamos con los mejores profesionales especializados en el cuidado de mayores, ancianos y séniors.

Solicita información o llámanos al
910 991 114

Atendemos de lunes a domingo

Información de protección de datos

Preguntas frecuentes

Cuideo cuenta con cuidadores especializados para atender a personas que han sufrido un ictus. Si el paciente necesita cuidados específicos para sobrellevar sus enfermedad, Cuideo buscará un cuidador especializado y con experiencia en tratar ictus.

Las personas después de un ictus pueden recibir cuidados en su domicilio para mejorar y sobrellevar las complicaciones de la enfermedad en su día a día. Además los cuidadores podrán realizar el resto de tareas que incluye el servicio, como el cuidado personal o las tareas del hogar.

El coste de contratar una cuidadora especializada en pacientes con ictus dependerá de las necesidades específicas del paciente y de las horas de servicio. Se puede solicitar un presupuesto gratuito a Cuideo a través de su página web o por teléfono.

Sobre el ictus

¿Qué es un ictus?

Un ictus es una enfermedad cerebrovascular que se produce cuando el flujo sanguíneo del cerebro se interrumpe. El ictus ocurre cuando un vaso sanguíneo que llega al cerebro se rompe (ictus hemorrágico) o se tapona (ictus isquémico). La sangre deja de fluir adecuadamente y las células nerviosas de la área afectada no reciben oxígeno, dejan de funcionar y mueren a los pocos minutos.

El ictus es de inicio súbito y de rápida evolución. Actualmente, está entre las tres primeras causas de mortalidad y es la principal causa de discapacidad en adultos. Más de 110.000 personas en España sufren ictus cada año y es una de las primeras causas de muerte en nuestro país, sobre todo en mujeres. 

Cada 29 de octubre se conmemora el Día Mundial del Ictus, con el objetivo de concienciar a la sociedad sobre esta enfermedad, ofrecer consejos de prevención e incentivar las investigaciones de nuevos procesos de diagnóstico y tratamientos.

Síntomas ictus

Los síntomas del ictus

El ictus puede afectar a diversas áreas del cerebro. En función de la parte afectada pueden producirse varios síntomas diferentes. Por lo general, cuando el Ictus afecta al hemisferio izquierdo del cerebro, la parte derecha del cuerpo y la izquierda de la cara serán las afectadas, y viceversa. Existen dos tipos de Ictus: Ictus Cerebral y Ictus Transitorio. Aun así, el denominador común de cualquier tipo de Ictus es el comienzo brusco.

Síntomas previos ictus

Antes de la aparición del ictus, el paciente experimenta una serie de síntomas previos que alertan de su llegada:

  • Pérdida de sensibilidad en uno de los dos lados de la cara. Cuando el paciente intenta sonreír sólo se mueve una parte de la boca. También nota una sensación de hormigueo en el rostro, el brazo o la pierna del lado afectado.
  • Puede causar problemas de lenguaje, expresión y comprensión. Al paciente le cuesta articular las palabras y formar frases, incluso puede tener dificultades para entender lo que se le dice. Hazle repetir una frase.
  • El Ictus provoca falta de fuerza y sensibilidad en uno de los lados del cuerpo. Intenta levantar los brazos, si es imposible o uno cae desplomado es un síntoma claro.
  • Otros: alteración en la visión, dolores de cabeza repentinos, desequilibrio, mareos, deterioro de la memoria, desorientación, debilidad muscular y problemas de coordinación, oído, gusto y olfato.

Síntomas ictus cerebral

El ictus cerebral deja lesiones permanentes en el cerebro. Según la área afectada del cerebro experimentamos unos síntomas u otros.

Cuando el ictus cerebral afecta a la parte derecha del cerebro el paciente experimentará:

  • Parálisis del lado izquierdo del cuerpo
  • Pérdida de la percepción espacial
  • Problemas de visión, en uno o ambos ojos
  • Pérdida de memoria
  • Pérdida de la creatividad y imaginación
  • Comportamiento acelerado, nervioso e impaciente

Cuando el ictus cerebral afecta a la parte izquierda del cerebro el paciente experimentará:

  • Parálisis del lado derecho del cuerpo
  • Problemas en el lenguaje hablado y escrito
  • Pérdida de memoria y de capacidades cognitivas como contar
  • Comportamiento lento y cauto

Síntomas ictus transitorio

El ictus isquémico transitorio suele durar unos pocos minutos y la mayoría de síntomas desaparecen por completo en el plazo de 24 horas. Aun así, podemos tener uno o más ictus transitorios, con síntomas y signos distintos a los anteriores. Los síntomas son similares a los del ictus cerebral, la diferencia principal recae en las secuelas.

Gracias a los cuidados en casa, una persona mayor o dependiente puede vivir cómodamente mientras recibe la ayuda que necesita para mejorar su día a día tras haber sufrido un ictus.

Causas ictus

Principales causas de la aparición de un ictus

Muchos de los factores que aumentan el riesgo de ictus no se pueden controlar, pero algunas se pueden cambiar, tratar o modificar:

  • Sexo. Tiene, más o menos, la misma incidencia en ambos sexos, pero en la mortalidad afecta más a las mujeres.
  • Edad avanzada. A partir de los 55 años aumenta considerablemente el riesgo.
  • Herencia familiar. El riesgo de padecer un ictus es mucho mayor si algún familiar ya ha sufrido alguno
  • Paciente con antecedentes de Ictus. Una vez hemos experimentado un accidente cardiovascular, el riesgo de padecer otro aumenta.
  • Estación del año y clima. Los extremos nunca son buenos. El ictus suele surgir con más frecuencia después de una alta exposición a temperaturas muy bajas o muy elevadas.
  • Otras. Diabetes, presión sanguínea elevada, enfermedades cardíacas y consumo de alcohol, tabaco u otras drogas.

Tratamiento ictus

Los cuidados para pacientes con ictus

Para determinar el tratamiento adecuado debemos tener en cuenta si el vaso sanguíneo se ha roto o taponado. En todo caso, existen una serie de pasos a seguir para mejorar la supervivencia del afectado:

  • Anotar cuando ocurre por primera vez, los signos y los síntomas.
  • Llama al 112 inmediatamente y activa con rapidez los servicios de emergencia.
  • Transporta rápidamente al afectado al hospital con preaviso al hospital.
  • Intenta llegar al hospital antes de que pasen 4 horas.
  • Llevar al paciente a un centro especializado en el tratamiento del ictus.
  • Los responsables médicos deberán comenzar el cuidado y la evaluación del paciente durante el transporte al hospital.
  • Recibir el diagnóstico y el tratamiento adecuado rápidamente al llegar al hospital, de ésta forma el paciente estará bajo vigilancia intensiva.
  • En ocasiones es necesario recurrir a una intervención quirúrgica para eliminar el coágulo que bloquea las arterias del cerebro.
  • El tratamiento posterior al ictus dependerá de las secuelas que hayan quedado en el paciente.

Únete ahora a las más de 40.000 familias que ya han confiado en nosotros

Servicios de ayuda a domicilio en toda España

Servicios de ayuda a domicilio en toda España

Mapa Cuideo